BIWPA Waterpolo Camp CNB

Descubre cuatro motivos que harán que quieras apuntar a tus hijos a waterpolo

 

Los deportes acuáticos son considerados una de las disciplinas deportivas más saludables. Es el caso, por ejemplo, de la natación. No obstante, para aquellos que prefieren jugar en equipo, el waterpolo es una gran opción. La disciplina, la administración del tiempo, la promoción de un estilo de vida saludable y el intercambio cultural son algunos de los aspectos beneficiosos de este deporte.

La disciplina

Una de las grandes ventajas de jugar al waterpolo es el aprendizaje de la administración del tiempo. El hecho de tener que seguir un horario de entrenamientos provoca que los niños y niñas tengan que organizarse el tiempo para poder lidiar con el trabajo escolar y otras actividades extraescolares. No es cierto que tener más tiempo por la tarde sea sinónimo de más estudio, más bien al contrario.

Muchos jóvenes waterpolistas afirman que prefieren entrenar y, de esta forma, ser conscientes del tiempo limitado con el que cuentan para estudiar . Tener toda la tarde libre es una arma de doble filo. El exceso de tiempo acaba provocando que el niño no lo aproveche bien. Conforme van creciendo, los jugadores de waterpolo tienen que ir incrementando los días de entrenamiento. Pero al mismo tiempo, van adquiriendo capacidades de gestión y aprovechamiento del tiempo que les permiten darlo todo tanto a nivel deportivo como académico.

En forma

Al igual que la natación, el waterpolo ayuda a los niños a mantenerse en forma y a desarrollar hábitos alimenticios saludables. Es evidente que la natación es uno de los mejores deportes a nivel de salud. Muy pocos deportes en el mundo requieren un movimiento corporal completo. Además, el medio donde se practica, el agua, evita muchas lesiones habituales en los runners. Los niños no solo mejoran su postura y se mantienen en forma, sino que también desarrollan una mejor capacidad pulmonar. Los jugadores de waterpolo también aprenden sobre la importancia de la nutrición y cómo una dieta saludable les puede beneficiar en la piscina, algo que los entrenadores suelen transmitir.

 

Trabajo en equipo

Mientras juegan waterpolo, los jugadores aprenden la importancia del trabajo en equipo y el fair play. A diferencia de lo que se puede percibir desde fuera, el waterpolo es un deporte en el que prima la intensidad antes que el juego bruto; la picardía antes que la trampa; y la rivalidad sana antes que las faltas de respeto. El deporte del balón amarillo es también beneficioso en el desarrollo de habilidades sociales y de comunicación de los niños.

Los deportes de equipo son excelentes maneras de hacer nuevos amigos, no solo dentro de un mismo equipo. Al tratarse de un deporte minoritario, el waterpolo es como una gran familia donde todo el mundo se conoce. Más allá de las piscinas, los jugadores y jugadoras se relacionan con gente de otros clubs.

Waterpolo Team Work

 

BIWPA y el waterpolo internacional

Si decíamos que el waterpolo va más allá de los clubes, podemos decir que ahora también va más allá de las fronteras. Y aquí es donde BIWPA está teniendo un papel clave. A través de su academia de waterpolo y otros programas, BIWPA lleva el waterpolo español y catalán a países y equipos de todo el mundo. A través de estos programas, BIWPA forma a jugadores americanos que se preparan para entrar a la universidad. Además, también organiza stages para equipos de fuera y campus donde niños y niñas de todo el mundo comparten su pasión por el waterpolo y hacen amigos de otros países. La mezcla de culturas es muy importante para los niños, así como aprender sobre otras culturas y aceptar las diferencias.

En BIWPA, creemos que las habilidades aprendidas jugando a waterpolo no solo se aplican en las piscinas o durante el juego, sino en muchos otros ámbitos de la vida. El waterpolo es uno de los deportes más completos, donde se trabajan valores clave para los niños y niñas, además de promover hábitos saludables.